El viaje a la Luna, de George Méliès, en Internet Archive

Le voyage dans le LuneSí, así es. Se trata ni más ni menos que del primer film de ciencia ficción de la historia (1902), creado por el fantástico ilusionista y director francés, George Méliès.
La obra está basada en la novela de Julio Verne “De la Tierra a la Luna”, escrita en 1865.
Esta película revela mucha de las novedosas técnicas de cine descubiertas e ideadas por Méliès y que serían la base de los futuros efectos especiales en la industria cinematográfica. La azarosa vida de George Méliès le llevó a aprender, presionado por su padre, técnicas y habilidades mecánicas (en la industria del zapato) que luego aplicaría para confeccionarse su propia máquina cinematográfica. Por otra parte, su estancia en Londres, donde gustaba de asistir al teatro pero no comprendía a los actores y tenía dificultades con el lenguaje, le llevó a asistir al Egyptian Hall donde presenció trucos de magia e ilusionismo, por parte de grandes maestros, que también serían elementos claves en la utilización que dio al nuevo invento de los hermanos Lumière, el cinematógrafo.

Aunque el efecto de la “sustitución de elementos” en sus películas fue accidental, no es menos cierto que imaginó su aplicación inmediata, viendo al cine como un instrumento para la creación de ficción y fantasía, a diferencia de los hermanos Lumière que utilizaban su invento para reproducir y registrar la realidad circundante. También es justo señalar que Méliès desarrolló otros métodos para crear ilusiones que quedaron inscritos en el devenir de la industria filmica en las técnicas aplicadas por directores del mundo entero.
El viaje a la Luna está lleno de hermosas imágenes que, aunque vistas con los ojos del siglo XXI pueden resultar inocentes, representan las bases, el camino visionario, de un auténtico soñador, al que fue fácil robar y estafar por su desapego al dinero y sus ojos puestos siempre en la creación. Fue autor de más de 500 películas, instaló un auténtico estudio de cine (algunos señalan que fue el primero de la historia) y tiene el mérito de haber sido pionero en una amplia variedad de géneros, entre los que destacan la ciencia-ficción, comerciales, terror, adaptaciones, desnudos. Para sus obras se dedicaba en cuerpo y alma, escribió, actuó, editó, filmó.
Como tantas veces ha ocurrido en la historia, George Méliès sucumbió a la pobreza, y pocos años antes de morir, le encontraron trabajando en una tienda de golosinas. Para entonces Francia le reconoció su obra y le condecoró con La Legión de Honor y una pensión vitalicia. Aún así, no creo que haya siquiera imaginado cuánto hizo y cuánto marcó el ulterior desarrollo del cine, prácticamente hasta la aparición de las computadoras. Los incipientes monopolios de entonces, uno de los cuales era liderado por Thomas Alva Edison, no vacilaron en aprovecharse de él. El propio Edison le robó una copia de “El viaje a la Luna” y la comercializó en Estados Unidos, ganando buen dinero, del cual Méliès no llegó a ver ni un centavo, pues el inventor norteamericano asumió que dado que él había creado el celuloide, tenía derecho a disponer a su gusto de todas las obras que se filmaran (pionero en usar las patentes como herramienta para beneficio exclusivo).
Un aspecto de esto último es relatado en el final de la estupenda serie para televisión que produjera Tom Hanks, From the Earth to the Moon y que veo personalmente como un tributo de Hanks a quien quiso que la humanidad imaginara ese día, el hombre en la Luna, a través de sus ojos fantásticos.
La obra está disponible en Internet Archive, bajo licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirDerivadasIgual 2.0 Francia si quieres saber qué significa esto, haz clic aquí.

Enlaces:

Le voyage dans la Lune, aquí.

No hay comentarios

Trackbacks/Pingbacks

  1. meneame.net - El viaje a la Luna, de George Méliès, en Internet Archive... Se trata ni más ni menos que del…
  2. Hallan una película de Chaplin en una lata comprada en eBay « Industrias de la entretención - [...] de Melies, que pese a ser recordado como el creador de las películas de ficción, terminó en la quiebra…

Escribir un comentario

Creative Commons License